viernes, 18 de abril de 2014

Travesía Remuñé - Literola + Tussé de Montarqué (2.883m.)

Sábado + Domingo,  12 y 13 Abril de 2014 

Travesía Remuñé-Literola con noche en el Refugio de Portillon (France).


Con estos calores, parece que ya no es tiempo de esquí, pero este finde semana hemos disfrutado como enanos.

Convenzo a última hora a Beto para que me acompañe a esta travesía a la que tenía muchas ganas y que nunca antes había hecho en invierno.


Aspecto invernal de la Arista Norte del Perdiguero.


1º Día 1300m aprox de subida y 500m. de bajada, 6 horas con paradas. (Recorrido sin track)
2º Día 800m positivos y 1600m. de bajada.  4 horas paradas incluidas. (Recorrido)


10:00 Arrancamos poco después del desvío a los Llanos del Hospital. La carretera no está limpia y tenemos que portear casi dos km hasta la entrada al valle de Remuñé (20'). Para nuestra sorpresa, nos calzamos esquís nada mas abandonar la carretera, parece que hay nieve...Bien!!! 



Entrada al valle de Remuñé, tras el porteo por la carretera

Remontamos por el bosque y tan contentos que íbamos... cuando nos metemos en un "bosque trampa" sin salida, rodeados de agua, con torrentes muy crecidos que impiden el paso, probamos por un sitio, por otro, retrocedemos, buscamos otro, y al final, marcha atrás y subiendo mucho por la derecha, logramos escapar de esa ratonera. Con la tontería, nos lleva mas de una hora "entrar de verdad" al valle. 




Entrando al "bosque trampa" 

Buscando una salida entre torrentes crecidos por el "bosque trampa" 

A partir de aquí, la cosa cambia, empezamos a recorrer distancia, nos cunde y con un día muy agradable, vamos ganando terreno cómodamente.


Por fin entramos al valle.

Llaneamos y avanzamos  valle arriba.



13:00  Llegamos a la Pleta, comemos algo y seguimos para arriba. Con un calor intenso, que nos hace sudar, ganamos altura.

Llegando a la Pleta.


Llegando al Portal de Remuñé

14:00 Alcanzamos el Portal de Remuñé y vemos a dos mozos que iban por delante. Ellos se bajan por Literola. 

Nosotros, tras descender un poco, seguimos para arriba, hacia el Collado Inferior de Literola, al que llegamos una hora más tarde.


Boom y valle de Remuñé, al fondo las nubes van cogiendo forma....
Como imaginábamos, el Perdiguero no tiene nieve suficiente para descenderlo con esquís por su vertiente Este, como nos hubiera gustado...qué difícil es pillarlo en condiciones...



Qué difícil es pillar el Perdiguero en condiciones para esquiar...

Seguimos para arriba, hacia el Collado Inferior de Literola


El cielo se ha ido cubriendo, y por el sur se ve muy feo, las tormentas parece que van a llegar a no mucho tardar, pero por Francia, parece que está algo mejor. Comemos algo y nos preparamos para el descenso (primero y único del día).


El cielo se ha ido cubriendo, la tormenta se esta gestando...


15:15 Collado Inferior de Literola, 2983m. Francia nos recibe con sol, aunque las cimas también tienen nubes.

Empezamos a bajar por una nieve excelente que nos hace disfrutar de verdad, giros que salen solos, ambiente pirenaico de primera, sin aire, e incluso con sol, se puede pedir mas...


En el Collado Inferior de Literola, Francia nos recibe con sol, al pie de los Crabioules.

Los primeros giros salen solos, qué placer...

Entrando al circo del Perdiguero-Portillón, abajo nos espera el lago y el Refugio.
 Descenso disfrutón y directo.

Pero conforme bajamos la cosa cambia, la nieve ya no es tan buena, la nieve está mas pesada, hace un calor insoportable, se barrunta la tormenta... y por si fuera poco,  la llegada al embalse nos reserva una sorpresa no muy grata...



La nieve va cambiando, cada vez menos buena, pero deja hacer...




Con un calor sofocante, salvamos la avalancha y salimos encima del lago, pero para llegar al refugio no nos queda otro remedio que cruzar el lago, tarea que no resulta nada tentadora. Los bloques de hielo fracturados a modo de grietas y la entrada/salida del lago no dan mucha garantía, pero ahora no vamos a renunciar...


Con el calor bochornoso de la tormenta, y las grietas, cruzar el  lago no mola nada....
Cada grieta tiene su morbo....

 Con esa incertidumbre  pasamos el lago, despacio, con cuidado y mimo. En medio del algo no hay peligro, pero no así en la salida, la huella vieja esta fracturada, y hay que abrir una nueva, que morbo... yo abro, y paso, pero Beto tiene un pequeño susto cuando su esquí se hunde abriendo una grieta, con agilidad y pericia, sale rápidamente del apuro, y con el culo "preto" terminamos lo poco que nos queda hasta el refugio. Uf uf... vaya 10 minutos de tensión.
Yo cruzo primero a ver que pasa...

En medio sin peligro, pero la salida no será tarea fácil...






16:10 Llegamos al Refuge du Portillón o Refugio Jean Arlaud, 2568m justo a tiempo, ya que a los poco minutos, descarga un aguacero en forma de lluvia, primero tímida, pero que luego gana cuerpo. Menos mal que ya estamos a cobijo.


 Refuge du Portillón ya con nubes, poco después a llover...

El refugio lo esperábamos algo más acogedor. Las habitaciones están muy bien, con colchones y mantas, y por la noche no hizo frío, pero el comedor es frío, con humedad, y menos bonito que otros que hemos visitado. Aún así encantados con estar aquí dentro, y agradeciendo estas estupendas instalaciones que dejan los franceses en invierno.



Beto viendo llover desde el comedor.

El comedor nos lo esperábamos más acogedor, pero encantados de estar aquí.

Nos toca fundir nieve, ya que una incomoda niebla nos envuelve toda la tarde, y no hay opción de buscar agua. Nos quedamos sin atardecer, por contra, tenemos una tarde relajada para descansar tumbados en una paz absoluta, leemos, comemos, bebemos,...




Preparando la comida-cena.

La tarde no está para estar fuera...

Lezat tras el aguacero.

La tarde la pasamos leyendo y descansando cómodamente.

Beto en su mochila "minimalista" de apenas 4,5kg no trajo saco de dormir.

La tarde no nos ofrece un gran espectáculo, niebla, nubes,.. pero por estirar las piernas salimos a ratos a pasear antes de entras definitivamente a dormir. Beto tiene suerte y consigue una foto del atardecer, el cielo se abrió apenas 1 minuto, y yo no llegué a verlo.


La tarde no nos ofrece un gran espectáculo...

La niebla y las nubes nos rodean.



Beto tuvo suerte y vio el atardecer. Foto by Beto.

Domingo 13 de abril de 2014

Cuando nos levantamos a las 6:30 el cielo esta otra vez con niebla, ha helado, pero no hay visibilidad, así que nos volvemos al saco. Luego lo lamentaremos...
A las 7:15 parece que clarea y salimos a ver, parece que la niebla baja y nos preparamos.


Primeras luces del amanecer
Nieblas en el fondo de valle. Foto by Beto.

8:00 Mas tarde de lo que pensábamos, nos ponemos en marcha, de entrada hacia el Tussé de Montarqué, y luego ya veremos...  El día pinta bien. La helada ha dejado la nieve dura, pero se sube bien. Toca poner cuchillas,. Beto gana la cumbre con cuchillas sin problemas, aunque la inclinación es mas que importante,   yo, me paso a los crampones por seguridad/comodidad



Primeras luces sobre Portillón y Seil de la Baquo.

Arrancamos camino del Tussé de Montarqué



Bonitas luces durante la subida.

Foqueo muy técnico sobre nieve muy dura.


9.00 Cima del Tussé, 2883m. Espléndido panorama. Disfrutamos de las vistas, descartamos el Seil de la Baquo, y vamos hacia el Collado Superior de Literola, dejando el Perdiguero para valorar una vez allí.



Panorama al Oeste, del Jean Arlaud al Spijioles

Panorama hacia el Noreste, por donde subiremos después hacia el Perdiguero.
Cima del Tussé. Foto by Beto.

Zoom al Spijioles

Emprendemos un rápido y buen descenso hacia la cuenca del lago de Portillón, 300m. de desnivel que saben a poco pero que dejan muy buen sabor, sobre nieve dura pero que agarra bien...


Beto rascando la nieve dura

Disfrutamos de un buen descenso sobre nieve dura

Quayrat y Lezat vigilan nuestro descenso. Foto by Beto.



9:30 Ponemos focas, cuchillas, y para arriba, chino chano, vamos ganando metros, alcanzado el primer llano, yo quito cuchillas, y subo sin problemas así hasta el collado. Conforme ganamos altura también mejoran las vistas.



Ponemos focas y para arriba.

Hacia el Collado Superior de Literola. Foto by Beto

Detrás nuestro descenso y el Spijioles que asoma.

Casi llegando al Collado Superior con buenas vistas...

10:30 En una hora ganamos los 500m. de desnivel y nos asomamos a la cuenca de Literola. Hay que tomar una decisión, subir al Perdiguero por la arista, ( a sabiendas que tendremos que retornar porque no hay nieve para bajar por el cordal Este) o renunciar a la cumbre, en pro de tener una mejor nieve en el descenso, sobre todo en la parte baja.

Como ya hemos subido unas cuantas veces al Perdiguero, incluso hemos vivaqueado en su cumbre, apostamos por el descenso, no tanto por esquiar mas, sino por no padecer la parte final.



Espléndidas vistas hacia Maladetas, Cregüeña y al fondo el Pirineo Catalán.

Arista norte al Perdiguero, con ambiente invernal.

11:00 Creo sinceramente que acertamos con la decisión. Iniciamos un tremendo descenso de casi 1300m. de desnivel, casi todo por nieve buena, donde podemos disfrutar. El peso de la mochila no es exagerado, y salvando las diagonales que hay que hacer, terminamos un descenso de algo mas de una hora (50' de esquiada, 10' de parada y 10' de porteo por el bosque hasta la carretera.


Posets asoma por la Brecha del Pico de Oô.

Collado Superior de Literola, calor a las 10:30....
En nuestro descenso nos cruzamos con varios grupos que suben tanto por Remuñé como por Literola. Seguimos de un espléndido descenso por hora y nieve. Tras trazar una larga diagonal sobre el Ibón de Literola, logramos sin mucho esfuerzo el collado y entramos al valle de Literola.


video


Nunca lo había descendido con esquís y me ha gustado mucho.


Entramos al valle de Literola.

La bajada es franca y no hay riesgos, sobre nieve buena, vamos cubriendo distancia y disfrutando a cada momento...





Conforme bajamos, la nieve ya transformada se va estropeando...

Pasamos bajo el Pico de Estós, todavía con bastante nieve.

Nos descalzamos unos metros y continuamos hasta el bosque de Literola


El calor ha estropeado mucho la nieve, y cuesta conducir el esquí, pero apuramos sin rascar sobre nieve muy profunda hasta los últimos metros, tras 50 ' minutos soberbios..


Porteo final hacia el bosque de Literola

12:10 ya estamos en la carretera, solo nos queda remontar a por el coche. Es increíble lo que cunde bajar esquiando, y encima ni la mitad de cansado que cuando bajas de una "pateada severa",


Muy satisfechos nos vamos para casa, tras haber disfrutado de una bonita travesía en casi total soledad, y habiendo gestionado bien el tema de la nieve por el fuerte calor del fin de semana.